Tipos de persona en una empresa

Tipos de persona en una empresa

Es muy importante que en toda empresa existan al menos estos tres tipos de personas, y por sobre todo que se respeten sus ventajas y desventajas. Un error muy común en los gerentes y líderes es pretender que todo perfil se destaque en todos los aspectos y la realidad indica que, quienes se destacan en algún punto en especial, fallan en otros; es algo así como que un jugador de fútbol sea excelente arquero y goleador al mismo tiempo. Por eso debemos respetar tanto los puntos positivos como los negativos.

EL CREATIVO:

Toda empresa debe tener un creativo. El creativo es un generador de ideas, muchas de ellas malas ideas o no aplicables pero con algunas de esas ideas sean buenas, la innovación estará garantizada. El creativo es una especie rebelde, emocional, le cuesta cumplir horarios, comprometido. Debemos respetar del creativo SUS MALAS IDEAS y no desanimarlo, al contrario, ayudarlo a crear. Brindarle un espacio descontracturado hará que su libertad fluya y las ideas abunden. También debemos tener en cuenta que el creativo da ideas, más no acción. El creativo NO EJECUTA sus ideas ya que es bueno solo en generarlas, no en hacerlas. Respetar su inacción. Pero el creativo sin acción, no es nada, por eso necesita de un ejecutivo en el equipo.

EL EJECUTIVO:

El ejecutivo es el perfil que hace al pie de la letra. Es un genio en hacer y su efectividad en las tareas es de lo mejor. Más no en crear ideas. No exigir del ejecutivo ideas, si las propone serán bienvenidas, pero no deben ser parte de sus responsabilidades. El ejecutivo hace. Generalmente el ejecutivo es formal, estructurado, le gusta trabajar en la oficina y tener muchos accesorios. El exceso de información puede ser perjudicial. Los manuales de procedimientos son de gran ayuda y mejoran mucho su efectividad. El ejecutivo carece, casi siempre, de un buen sentido común. Que el ejecutivo HAGA. Al ejecutivo le gusta ser medido y felicitado, es muy poco autocrítico pero muy autoexigente. El ejecutivo sin ideas no es nada.

EL CRÍTICO:

Es intolerante y parece muchas veces estar en contra de todo. Respetar eso, ya que es su función primordial. Con una gran capacidad analítica y un sentido común desarrollado, el crítico es quién valida las ideas y evalúa al ejecutivo. El crítico debe ser duro con las ideas y blando con las personas. El crítico debe tener acceso a todo, información, lugares, horarios. Debe ser invisible cuando lo desee y nómade. El crítico es el ingrediente especial para que todo lo que se haga, sirva.

¿En tu equipo de trabajo, contás con todos estos perfiles?

Nota publicada originalmente en Ser Gerente el 08/01/2018


(Visito 80 veces, hoy 1)

Sobre el autor

Ingeniero de profesión, eterno aprendiz por convicción y apasionado escritor solo por atrevimiento. Enloquecido por los desafíos y provocador de la buena suerte. Convencido de que todo problema tiene solución y que los imposibles son solo un punto de vista ;-) Soy el responsable y editor de Ser Gerente, y autor de muchas de las notas aquí publicadas. Cualquier cosa que necesites, estoy para ayudarte.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: